Capturan a dos sujetos que tendrían información para atentar en distintos sitios de Barranquilla – Barranquilla – Colombia

[ad_1]

La captura de dos sujetos que presuntamente estarían planeando un atentado terrorista contra el nuevo puente Pumarejo y sitios emblemáticos de Barranquilla, tiene en máxima alerta a las autoridades del Magdalena y Atlántico.

Este caso, que se habría mantenido en reserva para no generar alarma durante las festividades de carnavales, se dio a conocer en las últimas horas por parte de la Policía que informó oficialmente sobre un operativo realizado en el municipio de Sitionuevo, en el departamento del Magdalena, contra dos personas del interior del país que se encontraban hospedadas en un hotel de la localidad.

Los detenidos fueron Pedro Pablo Martínez González, de 39 años, y Jhon Pier González, de 34 años. Ambos son oriundos de Norte de Santander, pero residen en la ciudad de Bogotá.

De acuerdo a lo indicado por la Policía, Martínez y Pier llegaron el pasado 21 de febrero a Sitionuevo y solicitaron una habitación, negándose a realizar el registro de sus nombres.

Durante ese día y la noche su extraño comportamiento alertó a la administración del hotel, que reportó lo que sucedía respecto a los dos huéspedes.

De inmediato, una patrulla de la Policía interceptó a los sospechosos que venían de realizar un recorrido en lancha por los alrededores del puente Pumarejo.

“Los agentes, al verificar los documentos, establecieron que uno de los individuos tenía un documento de identidad falsa, frente a lo cual intentaron sobornar a la autoridad ofreciéndole la suma de 4 millones de pesos para eludir el procedimiento judicial”, manifestó el comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, general Ricardo Alarcón.

En la inspección policial también se encontró que en uno de los teléfonos había videos con detalles del puente Pumarejo y de sitios emblemáticos de Barranquilla como la Ventana del Mundo y el Camellón.

Ante la negativa de los uniformados de acceder al soborno, los dos hombres destruyeron otros dos teléfonos que cargaban y uno de ellos se comió un papel que llevaba en el bolsillo.

Pedro y Jhon fueron presentados ante un juez de control de garantías, quien les imputó los delitos de falsedad material en documento público, cohecho por dar u ofrecer, y ocultamiento o destrucción de elementos incautados. En la diligencia judicial también se les dictó medida de aseguramiento en establecimiento carcelario al ser considerados un peligro para la sociedad.

Las autoridades intentan establecer si estas dos personas tienen alguna relación con la guerrilla del ELN y si su estadía en un municipio cercano a la ciudad de Barranquilla, correspondería efectivamente a posibles atentados que estarían fraguando en esa ciudad.

ROGER URIELES 
ESPECIAL PARA EL TIEMPO
SANTA MARTA

[ad_2]