Coronavirus Cartagena: hombre grabó su agonía antes de morir – Otras Ciudades – Colombia

[ad_1]

“Estoy grave, estoy que colapso. Ayúdenme”, dijo en su agonía Juan Carlos Muñoz Quintero, quien en una cama de hospital vivía sus últimos días por culpa del covid-19.

Esas palabras, que solo haciendo esfuerzo se le podían escuchar, fueron el aviso con el cual Muñoz Quintero, funcionario del Centro Regulador de Urgencias y Emergencias de Cartagena (Crue) y presidente de la Asociación de Contratistas del Distrito, perdía la batalla contra la enfermedad. Finalmente, murió por la pandemia el pasado 30 de marzo.

Así lo confirmó, solo 10 días después del deceso, el Instituto Nacional de Salud (INS), entidad que entregó el reporte positivo de la prueba que se le realizó.

Debido a su trabajo con el Crue, el hombre de 58 años, se contagió del virus en una ciudad que para entonces ya tenía la pandemia en las calles y que, rápidamente, empezó a colapsar por el aumento de los contagios.

(Lea también: Pescador habló por nota de voz con su familia y luego murió por covid)

Pese a que el Crue lo había enviado a su casa desde el 16 de marzo, solo una semana antes de su fallecimiento Muñoz Quintero presentó los primeros síntomas.

Según el Crue, el funcionario inicialmente presentó un cuadro de gripa acompañado de fiebre, pero con el pasar de los días los síntomas empeoraron y dieron paso a una fuerte infección respiratoria.

Ante la gravedad de su salud, Juan Carlos Muñoz Quintero fue trasladado al Hospital Universitario del Caribe, donde permaneció durante 24 horas luchando contra el virus que le ganó la batalla el 30 de marzo.

Muñoz Quintero tenía problemas de hipertensión arterial y obesidad. Su muerte fue polémica porque en un video él mismo anticipó el destino final de sus días.

Estoy grave, estoy que colapso. Ayúdenme

El video, grabado por un familiar de Muñoz Quintero, muestra al paciente en la sala de urgencias de la clínica El Bosque, donde recibió la primera asistencia médica.

En las imágenes se observa el desespero y dolencias del hombre que ve cómo su vida se le va. Sus palabras y quejidos fueron el preámbulo de la tragedia en una ciudad que ya suma más de 15.000 casos positivos.

JOHN MONTAÑO
Corresponsal de EL TIEMPO
CARTAGENA

[ad_2]