Familia en Sincelejo pide apoyo para repatriar cuerpo de su hija desde Argentina – Otras Ciudades – Colombia

[ad_1]

Una afectación al parecer cardíaca le puso fin a los sueños de Lilibeth Sandoval Pérez, una joven sincelejana de 26 años, trabajadora social, que viajó hace dos años a Buenos Aires (Argentina), en busca de un mejor futuro.

(Lea también: Confirman hallazgo del cuerpo de profesora desaparecida en Santander)

El fallecimiento de la joven ha sido un duro golpe para la familia Sandoval Pérez, pues además de tener que afrontar la pérdida de uno de sus dos hijos, padecen el drama de no contar con los recursos suficientes para repatriar el cuerpo.

En medio del dolor la familia residente la Urbanización Central, pide el apoyo de las autoridades locales y nacionales para traer de regreso al País a la joven sucreña quien habría fallecido el pasado lunes festivo a las 2 de la tarde, tras permanecer en una unidad de cuidados intensivos en un hospital de la capital argentina.

(Le puede interesar: La importante región de Santander que pide auxilio porque no tiene UCI)

El padre de la joven, Rafael Sandoval Díaz, elevó su voz de auxilio para que la solidaridad de las autoridades o ciudadanos de buen corazón les permitan poder darle sepultura a su hija.

Desconociendo el costo que pueda generar este traslado del cuerpo de su hija, el desconsolado progenitor aguarda con angustia una pronta solución para ponerle fin a este drama familiar.

(Le recomendamos: ¿Qué hay detrás de saqueos en carreteras del país? Expertos analizan)

Entre tanto las autoridades del departamento de Sucre, avanzan en las gestiones ante la cancillería para traer de vuelta lo más pronto posible el cuerpo de Lilibeth Sandoval Pérez.

“Ya estamos adelantado en conjunto con la senadora Ana María Castañeda las diligencias ante la cancillería para repatriar el cuerpo. Esperamos poder darle la noticia de repatriación a la familia en las próximas horas para que puedan darle cristiana sepultura”, dijo a EL TIEMPO el gobernador de Sucre, Héctor Olimpo Espinosa Oliver.

Luz Victoria Martínez
Especial para EL TIEMPO
Sincelejo

[ad_2]